WALK&ROLL STAIRS!                
walk&roll stairs!

    
      
_______________________________________________________________________





Gracias, Catalina Hoffmann, por ofrecernos "Tu Oportunidad".

Cuando este verano la redactora del programa "Tu Oportunidad" (PulsoTV), Beatriz Saló, me llamó para invitarme a participar en este nuevo programa, para defender mi proyecto de salvaescaleras de bajo coste, ante un jurado de inversores, y solicitarles financiación, acepté encantado. Sabía que presentarme a una ronda de financiación con sólo una patente internacional, y un producto en fase de pruebas, quizá fuera un tanto prematuro, pero ésta no era una ronda de financiación cualquiera, ya que ¡iba a ser emitida por televisión española! 
Aparecer en este programa, era una oportunidad ideal, para que muchísimas personas de movilidad reducida (PMRs), personas mayores,  usuarios de carritos, cochecitos de bebé, carretillas de mano, o incluso de sillas de ruedas, puedan disfrutar cuanto antes, de escaleras y escalones con peldaños más bajos, y que sirven como rampa simultáneamente. Supongo que el carácter social e innovador de este proyecto, fue determinante para ser seleccionado  para este programa, aunque estuviera un poco "verde"

Para la demostración, decidí usar una silla de ruedas manual, en lugar de otro tipo de carrito, ya que el colectivo de sus usuarios, es el más necesita de estas alternativas de acceso/evacuación. Si hubiera conseguido encontrar una sillas de ruedas con marchas -reductora- y frenos progresivos (ya presentes en casi todas las bicicletas actuales), habría intentado realizar la demostración de forma autónoma, sin necesidad de acompañante. Pero parece que este tipo de sillas de ruedas adaptadas, son muy difíciles de conseguir, inexplicablemente. 
Por tanto, necesitaba también a un acompañante, que se subiera a la silla mientras yo tiraba de él. Se lo planteé a varios familiares y amigos, pero finalmente Beatriz consiguió convencer a mi madre, Marisa, para que me acompañara, ya que creía que con ella, la presentación sería más emocionante (y parece que acertó plenamente).
 
Y por fin llegó el gran día. Tocaba madrugar, cargar y descargar todos los bártulos, montarlo todo sin prisas, ensayar un poco con la silla de ruedas, antes de salir a escena. Gracias a la amabilidad de los integrantes del equipo de PulsoTV, todo fue mucho más fácil. Aunque lo hubiera sido aún más, si nos hubiera acompañado "nuestra" redactora, Beatriz Saló (ahora no recuerdo porqué no pudo asistir a la grabación). Sentimos no haberle oodido agradecer personalmente, todo su esfuerzo e interés, para que este proyecto tuviera cabida en el programa. 
El guión era claro: entrar al escenario, alcanzar la marca en el suelo prefijada, no olvidar decir nada importante,... y mantener la calma. Y por fin llegó mi oportunidad. La luz de los focos, la expectación de los miembros del jurado en el plató, y de todo el equipo técnico tras las cámaras, y sobre todo, ese silencio que sólo yo podía romper, creaba un ambiente tan inquietante, que concentrarse en seguir el guión marcado, resultaba un auténtico reto. 

La demostración de estas escaleras adaptadas, creo que fue algo acelerada o precipitada. Revisando el vídeo, creo que debí explicarle mejor al jurado, que para subir un carrito, cochecito, carretilla o silla de ruedas por esta escalera adaptada, hay que hacerlo poquito a poco, parando en todos los peldaños intermedios (cada 8 cm de altura), y no saltarse ninguno. Por este motivo, es comprensible que Gonzalo de la Cierva me subiese en la silla, como por una escalera convencional (subiendo 16 cm de altura en cada impulso), en lugar de subirme poquito a poco (cada 8 cm de altura), y por eso casi no notó diferencia alguna entre esta escalera y una tradicional.  Si hubiera practicado un poco más,  estoy seguro que su "veredicto" como "experto" habría sido más favorable. 
De cualquier modo, espero que algún día, Gonzalo de la Cierva, se pase por la Fundación Hoffmann, para que junto a Catalina Hoffmann, vuelva a probar estas escaleras adaptadas, y nos ayude a convertirlas en un éxito social y comercial. Por supuesto, MªEugenia Girón, Pablo Gimeno y Javier Pérez Dolset, siempre estarán invitados a participar.
Pero todavía me quedaba una sorpresa reservada. Mi madre, Marisa (que no había preparado ni ensayado nada, al menos, que yo sepa), me dió una auténtica "lección de marketing", contando con mucha más naturalidad y tranquilidad que yo, su experiencia como usuaria. ¡Gracias, mamá!
 
Después de ver todos los programas de "Tu Oportunidad", sigo fascinado por la gran cantidad y originalidad de los proyectos presentados. Seguro que son la "punta del iceberg" de todos los que seguro se están desarrollando actualmente en nuestro país. Y que si no fuera por la existencia de este tipo de programas de televisión,  seguirían pasando desapercibidos para buena parte de la población, y les resultaría más difícil "cambiar el mundo", y ser rentables. 
Y aún más me cautivó el espíritu emprendedor del que hicieron gala los inversores que componían el jurado: Gonzalo de la Cierva, Pablo Gimeno, MªEugenia Girón, Catalina Hoffmann, Javier Pérez Dolset. Ya que hay que tener un enorme bagaje empresarial, y una gran perspicacia y humanidad, para en tan poco tiempo, evaluar y dar una opinión experta, acerca de la viabilidad económica de un proyecto, como para que si llegaba el caso, arriesgarse a invertir en él. 
Por este carácter didáctico y motivador, comprendo perfectamente que "Tu Oportunidad" ("Dragons'Den", "Shark Tank") sea un clásico de la televisión en muchos países - y espero que en el nuestro también termine siéndolo-, ya que es una fórmula muy emocionante, para que todos descubramos nuestro espíritu emprendedor.

Gracias siempre por Tu Oportunidad, ¡Felices Fiestas y Feliz y "Emprendedor" Año Nuevo!
Vicente Gómez Varela